LATINPRESS.es © Periodismo de verdad, verdad.
Marbella, España.
Año 9. Marzo 2011 – Diciembre 2020.


España. Venezuela. México. Costa Rica. Ecuador. R. Dominicana. Estados Unidos.
Bolivia. Colombia. Perú. Argentina.
     
OPINIÓN
 
LatinPress®. 31 / 12 / 2020. México. Blanca Nieves Palacios Barreda

Lo Bueno. Lo Malo. Lo Inconveniente


 

   

En retrospectiva, hablar de los aconteceres en México, a partir de julio de 2018, es hablar de un cúmulo de acontecimientos - en los que, de esos 30 millones que participaron en la elección del presidente de este país, al 2020 -, que han contribuido, en algunos, a la reafirmación del apoyo dado a Andrés Manuel López Obrador (AMLO).

En otro sector de la sociedad, a ir disminuyendo el entusiasmo y la esperanza de un cambio en profundidad del sistema de gobierno mexicano; y el aumento de la crítica y acciones, abiertamente demostradas en contra de éste nuevo gobierno que, no emergió de una alianza con el Partido Revolucionario Institucional (PRI), o el Partido de Acción Nacional (PAN ), quienes convocan ilusamente al, derrocamiento del presidente.

Lo bueno
que vivimos los mexicanos, tras ese 2018, fue que, mediante su voto, se sacó de la presidencia al PAN y al PRI, que por ocho décadas manejaron al país a su antojo y, llegó un hombre a la presidencia (AMLO), que declaró en su larga campaña que: “por el bien de todos, primero los pobres”; “que combatiría la corrupción, representada por políticos y empresarios a los que llamó, la mafia del poder”; y, “que el ejército regresaría a los cuarteles”; vislumbrábamos los  mexicanos un país diferente del que por tantos años padecimos.

Se aplaudió que se iniciaran programas sociales de ayuda económica a los discapacitados; a las personas de la tercera edad; a los jóvenes que, por diferentes circunstancias ni trabajan ni estudian; aun, cuando las cantidades destinadas no garantizaban que sacarían a nadie de la pobreza, fue bien recibida, lo mismo que la reforestación en el país; se intenta combatir el outsourcing (la evasión de los patrones en sus responsabilidades con sus empleados); el aumento al salario mínimo, que antes no rebasaba el 2.7% (aproximadamente) y hoy se declara será de un 16%.

El hecho de clarificar el funcionamiento de varios organismos que disfrutaban de presupuestos millonarios, en los que al decir del presidente imperaba la corrupción, el favoritismo y la secrecía en su manejo, fue visto como el combate a la corrupción.

Lo mismo sucedió al anunciar que todas las agencias norteamericanas policiales y de investigación, que aquí habrían creado profundas raíces, no permanecerían más, salvo autorización expresa de la presidencia y bajo determinadas condiciones que se impondrían.

Seguramente AMLO, no consideraba que raíces profundas también existen en el comportamiento de los mexicanos, en cuanto actitudes, costumbres, ambiciones y, lo malo se empezó a desvelar, desde el inicio mismo de la formación de su gabinete, pues seguramente los compromisos obligados lo llevaron a conformar un gabinete, que nada tenía que ver con las aspiraciones de un verdadero cambio y que el gatopardismo (simular cambios, para que todo siga igual) permanecería tan presente como antaño.

Lo malo
es que se abrieron las puertas a los empresarios con quienes tiene frecuentes encuentros en función de, “tener una buena economía en el país”. Ante ellos se es permisible, por otro lado se olvidó de la promesa de regresar a los militares a los cuarteles y, al contrario les ha empoderado mas aun de lo que ya estaban; el no aplicar la justicia con el rigor y  claridad debida ante la ciudadanía contra los corruptos que entregaron a manos extranjeras las riquezas del país y, que casi deshicieron Petróleos Mexicanos (PEMEX), enriqueciéndose hasta la saciedad y empobreciendo a un país de mas de 120 millones de ciudadanos.

El seguir con la tradición de un poder legislativo que ignora la voluntad de un pueblo, el priorizar la voluntad e iniciativas del presidente, algo que no se esperaba, como no se esperaban los exagerados e insultantes salarios que se han impuesto los funcionarios, el que el poder ejecutivo no tuviera la capacidad de aplicar la medidas necesarias para la cumplimentación de lo decretado, por AMLO; el realizar obras de exagerada magnificencia y destinar millonarios recursos en ellas, ante tantas necesidades de todo tipo en el país, y poner todo esto en manos del ejército, es algo que se sigue criticando acremente.

El seguir permitiendo la privatizaciones de las carreteras,  por las que no podemos transitar libremente, Bancos, minas, aguas, comunicación, telefonía, etc., son hechos que oscurecen las expectativas que se tenían sobre un nuevo gobierno; la delincuencia galopante, irrefrenable que día con día va sembrando los caminos de México de sangre, asesinatos, desaparecidos, gente desmembrada y que, al parecer nadie los puede detener, viviendo en un estado de inseguridad constante.

Lo inconveniente
es que, a dos años de haber asumido el poder, el padecer de todos  es la pandemia que sigue cobrando vidas, en mucho, por la irresponsabilidad de los ciudadanos.

Y, aunque intrascendente  pareciera, tras la declaración de la esposa del presidente, Beatriz Gutiérrez Müller, de que, no sería de ninguna manera, “la primera dama”, es enviada  con representación presidencial a varios países de Europa, a realizar visitas a presidentes, y al mismo Papa, con carta en mano de su señor esposo; en algunos casos a inaugurar exposiciones de piezas arqueológicas, en otras a “promover la lectura”; en cuanto a la visita al vaticano, ignoramos el verdadero motivo que ahí la llevó, como lo hicieron todas las primeras damas anteriores, a pesar de existir un Secretario de Relaciones Exteriores, Embajadores y Cónsules en los países visitados; las insistentes presentaciones del presidente en las conferencias mañaneras, día con día, se ven hoy, como un medio de defensa ante sus opositores, cosa que es inicua, cuando cuenta con un apoyo nunca antes visto hacia un presidente. Pero, son solo dos años de su gestión,  la esperanza de un verdadero cambio, pervive.


La opinión del autor no coincide necesariamente con la de Latinpress.es bnpb146@hotmail.com Colaboraciónespecial para LatinPress®.

   
 

 


 
     
 
LATINPRESS.es © Noticias y Análisis Nacionales e Internacionales. Marbella, Andalucía, España. Año 9. Marzo 2011 – Diciembre 2020.

España. Venezuela. México. Costa Rica. Ecuador. R. Dominicana. Estados Unidos. Bolivia. Colombia. Perú. Argentina. Panamá.

Aviso Legal · Política de Privacidad · Política de Cookies