LATINPRESS.es © Noticias y Análisis Nacionales e Internacionales
Marbella, Andalucía, España.


España. Venezuela. México. Costa Rica. Ecuador. R. Dominicana. Estados Unidos.
Bolivia. Colombia. Perú. Argentina.


     
OPINIÓN
 
LatinPress®. 6 / 9 / 2018. México. Blanca Nieves Palacios Barreda.

Trump un presidente enfermo


 

   

Como mexicana, podré no tener autoridad moral para hablar del Presidente de otro país, porque hemos tenido unos personajes como Presidentes, que dan vergüenza y provocan culpa ajena; pero como ciudadana de éste mundo, considero tener todo el derecho.

Pocos países podrán sentir simpatías por el Presidente de los Estados Unidos de Norteamérica, Donald Trump, y muchos con los que ha tenido conflictos por diversas causas, entre las que destaca el que: “todos los países del mundo han abusado de los Estados Unidos”, y él por supuesto, se erige como el súper Presidente que defenderá  su país de todos los demás que son unos abusadores.

Viendo el comportamiento de Trump, su bipolaridad, sus exabruptos, su lenguaje corporal  y verbal, la soberbia manifiesta en todos sus actos, nos habla de  que el señor es: Esquizofrénico (enfermedad mental caracterizada por la disociación de las funciones psíquicas); Psicópata (trastorno de  la personalidad que se manifiesta esencialmente por un comportamiento antisocial sin sentir culpabilidad); Paranoico (que manifiesta aferración a ciertas ideas fijas, orgullo y vanidad exagerado, egoísmo, recelo).

Seguramente sus conciudadanos, a éstas alturas  estarán enterados del tipo de persona que eligieron para que decidiera los destinos de su país, y poco se escucha de manifestaciones en su contra, como suele ocurrir en otros países, como en México, ante la exacerbada violencia que padecemos, que ha cobrado miles de vidas,  así como la corrupción en las altas esferas oficiales que ha provocado altos índices de  desempleo y pobreza extrema.

Ante las negociaciones del Tratado de Libre Comercio de América Latina (TLCA), que durante más de un año se venían dando entre Estados Unidos, Canadá y México, Trump, no dejó de hostigar, descalificar, denigrar, demostrar su desprecio hacia los mexicanos, amenazar  y vociferar sobre “el muro que pagaremos los mexicanos”.

Entre la ciudadanía, analistas políticos y económicos y, las mismas cámaras de comercio que aglutinan a miles de empresarios, se externaba la inconformidad ante tal trato, pues no ha sido Estados Unidos el más desfavorecido, desde los inicios del TLCA  en 1988, al contrario.

El TLCA, ha provocado que miles de pequeños y medianos empresarios mexicanos, hayan tenido que cerrar sus  tiendas.

Ante la desigual competencia de los grandes supermercados, propiedad de extranjeros, a quienes se les ha favorecido con la exención de impuestos, lo que no ha ocurrido con los que tienen un pequeño abarrote, o farmacia, restaurante, etc., y que son nacionales.

Canadá se ha apropiado de las minas en territorio mexicano y ha extraído, oro, plata, cobre y, hierro que exportan a su país, pagando miserables salarios a los trabajadores mineros; otro tanto ha ocurrido con nuestro gas, petróleo, electricidad, con el que Estados Unidos se ha beneficiado por décadas, ante la complacencia y complicidad de las autoridades mexicanas.

No puede el Presidente Trump, hablar de que ha sido el peor Tratado, ni tiene derecho a hablar tan mal de los mexicanos, cuando han sido los que con su esfuerzo y trabajo han engrandecido al país del norte y,  los que permanecemos en tierras mexicanas, estamos pagando 18 ó 19 pesos por un dólar y 20 pesos por litro de gasolina que de allá nos envían.

Todo esto les ha sido reprochado a los Presidentes mexicanos, que han sido entreguistas y serviles con los gobiernos de E.U. y Canadá, cambiando hasta nuestra Constitución solo para favorecerlos a acrecentar sus cuentas millonarias en el extranjero, a espalda de los mexicanos.

Los mexicanos  esperamos que con la  llegada de un Presidente,  elegido legítimamente y apoyado por más de 30 millones de ciudadanos, las cosas cambien, y que la cuarta transformación de la que nos ha hablado sea una realidad  y se dé  inició con un frontal combate a la corrupción, que es el principal mal de los gobiernos que hemos padecido.

Esperamos  que se termine con esta sumisión ante el coloso del norte, que se ha venido apoderando de todas nuestras riquezas y de gran parte de nuestro territorio.

Para comercializar existen muchos más países, empezando con  nuestros países hermanos del sur de América con quienes podemos comercializar y, si existe la voluntad y el cumplimiento de las promesas hechas, se debe de iniciar declarando la paridad de nuestro peso frente al dólar, ¡peso por dólar!,  para dejar ésta moderna esclavitud a la que nos han  tenido sometidos Trump y sus antecesores en la presidencia estadounidense por décadas. ¡México, para los mexicanos! bnpb146@hotmail.com Colaboración especial para LatinPress®.

   
 

 


 
     
 
LATINPRESS.es © Noticias y Análisis Nacionales e Internacionales. Marbella, Andalucía, España. Año 7. Marzo 2011 – Septiembre 2018.

España. Venezuela. México. Costa Rica. Ecuador. R. Dominicana. Estados Unidos. Bolivia. Colombia. Perú. Argentina. Panamá.

Aviso Legal · Política de Privacidad · Política de Cookies