LATINPRESS.es © Noticias y Análisis Nacionales e Internacionales
Marbella, Andalucía, España.


España. Venezuela. México. Costa Rica. Ecuador. R. Dominicana. Estados Unidos.
Bolivia. Colombia. Perú. Argentina.


     
OPINIÓN
 
LatinPress®. 7 / 5 / 2018. México. Blanca Nieves Palacios Barreda.

Poder  contra  Poder


 

   

Hemos tenido conocimiento, en los últimos meses, de  un enfrentamiento inusual y pocas veces visto: el Gobernador del Estado de Chihuahua, Javier Corral Jurado, militante del Partido Acción Nacional (PAN), ha hecho de las plazas públicas de su Estado, el lugar de concentración para informar sobre la delicada situación por la que atraviesan, como ciudadanos chihuahuenses y,  las llena más ahora que cuando era candidato a la gubernatura.

Impertérrito, como ha demostrado ser, tanto como Senador y Diputado, Javier Corral, ha venido enfrentándose nada más y nada menos  a quien ha venido detentando el poder absoluto aquí en México, desde el 2012, al Presidente de la República, Enrique Peña Nieto.

Conocido es de todos los mexicanos el estado de corrupción que imperó durante el mandato  gubernamental  de  César Duarte Jáquez, dañando enormemente a  los habitantes de ese Estado;  con todo y las 11  demandas de orden de aprehensión en su contra, en  su calidad de miembro del Partido Revolucionario Institucional (PRI),  ha sido defendido con uñas y dientes, para evitar a toda costa sea detenido y pague por los  delito que se le señalan.

A César Duarte, como a otros Gobernadores igualmente corruptos, no los han detenido, por una razón de trascendental importancia; en los desvíos de  miles de millones de pesos, siempre está involucrado el gobierno federal, presidido por su presidente, más aún,  los mandatan a que hagan entrega de millones de pesos de las Partidas Presupuestales que se les entregan para ser destinadas a diversas áreas de beneficio ciudadano, para utilizarlas en lo que ya todos sabemos…sus cuentas bancarias.

Este ha sido el caso de, César Duarte; desde la tribuna del Senado, Javier Corrales lo señalaba como un corrupto y corruptor y contra él,  y su esposa y/o cómplice,  Bertha Gómez de Duarte, había sido  interpuesta una demanda en 2014, ante la Procuraduría General de la República (PGR), por el desvío de aproximadamente 802 millones de pesos, de los cuales fueron desviados hacia el PRI, a través de su Secretario de Finanzas, Pedro Mauli Romero Chávez, 63 millones de pesos, quien fue detenido en octubre de 2017; otra importante detención se llevaría a cabo en diciembre, en la persona de Alejandro  Gutiérrez  Gutiérrez, quien se desempeñaba como Secretario General adjunto  del Comité Ejecutivo Nacional del mismo Partido, acusado por el desvío de 250 millones.

Para desgracia de los priistas, el hartazgo de los ciudadanos chihuahuenses se manifestó en las urnas, al elegir como su Gobernador a Javier Corral,  en elecciones celebradas  en junio de 2016; el grupo de ciudadanos, denominado Ciudadanos Unidos, conformado en 2014, encabezado por Jaime García Chávez  y del cual forma parte Javier Corrales, en su calidad de ciudadano y Senador, tenían toda una investigación de los desvíos, fraudes, y todo tipo de corruptelas, por lo que se interpuso la demanda contra el ex  gobernador y muchos de quienes formaron parte de  su gabinete.

La desbandada, no se hizo esperar  y empezaron a surgir los amparos contra ordenes de aprehensión, cuando aún,  no eran señalados; nada difícil resultó tener conocimiento que varios Secretarios de Estado, habían tomado a “pie juntilla”, lo dicho en el refrán: “a río revuelto, ganancia de pescadores” y Duarte corrió a escudarse tras el poder presidencial y de ahí, partió al vecino país del norte; a ese Trump, no lo ha corrido.

Larga es la lista de quienes fueron detenidos por desvío de recursos públicos, pero reviste la mayor importancia dos casos, el de la  Secretaria de Educación,  Cultura y Deporte, Karla Jurado, que desvío, 246 millones, y el de Jesús Manuel Esparza  Flores, quien fuera Auditor Superior del Estado.

Las demandas interpuestas se han topado con un muro más grande del que intentan poner en nuestra línea divisoria con E.U., por lo que,  el Secretario de Gobernación, Alfonso Navarrete Prida, siguiendo el mandato de su jefe inmediato, el Presidente de la República,  más que aplicar justicia y solicitar la extradición del ex gobernador,  Cesar Duarte, que se encuentra radicando en el Paso, Texas, en una de las residencias que compró se ha dedicado a dar cabida a demanda interpuesta por César Duarte, a través de su representante legal, contra el actual Gobernador Corrales, acusándolo de  “desviar fondos para hacer campaña contra su persona y, pagar espectaculares con dinero público” y a desinformar a la ciudadanía.

Como dice la frase, bien conocida a nivel nacional, internacional y mundial: “el poder no se comparte”;  el Gobernador de Chihuahua afirma contundente: “A nosotros un régimen corrupto no nos va a doblegar, no nos va a ver Peña Nieto de rodillas, nos va a ver de pie”.

Esperamos los mexicanos que, sus correligionarios del PAN, no lo obliguen a arrodillarse.


bnpb146@hotmail.com Colaboración especial para LatinPress®.

   
 

 


 
     
 
LATINPRESS.es © Noticias y Análisis Nacionales e Internacionales. Marbella, Andalucía, España. Año 7. Marzo 2011 – Mayo 2018.

España. Venezuela. México. Costa Rica. Ecuador. R. Dominicana. Estados Unidos. Bolivia. Colombia. Perú. Argentina. Panamá.

Aviso Legal · Política de Privacidad · Política de Cookies