LATINPRESS.es © Noticias y Análisis Nacionales e Internacionales
Marbella, Andalucía, España.


España. Venezuela. México. Costa Rica. Ecuador. R. Dominicana. Estados Unidos.
Bolivia. Colombia. Perú. Argentina. Panamá.


     
 
LatinPress®. 9 / 10 / 2017. LatinPress.es
   

Multitudinaria manifestación anti-independentista en Barcelona.

 


Reuters.

Latinpress. 9 / 10 /2017
. Un millón de personas manifestaron su No al independentismo catalán, la marcha civil se alzó como la mayor respuesta al secesionismo liderado por Puigdemont, Junqueras y Mas.

Banderas de Cataluña, España y de la Unión Europea (UE) abarrotaron Barcelona y han obligado a los líderes independentistas a dar una respuesta igual de cívica y que convenza su determinismo excluyente.

Frente a la aplicación del 155 pedido por Felipe González, Josep Borrell se mostró cauto y partidario de no dar más leña al fuego.

Vargas Llosa en un discurso lleno de fibras patrióticas  dijo que la pasión es destructiva cuando la mueve el fanatismo y el racismo y que la peor de todas ha sido la nacionalista.

Llosa gritó que hay que parar el nacionalismo catalán porque es el peor romanticismo que existe y todos saben que ese tipo de nacionalismo ha llenado a Europa de muertes.

Llamó democráticos a todos los catalanes  y no traidores por apoyar una tendencia, dijo que los presentes eran los creyentes de la democracia.

El escritor peruano-español aseguró que ninguna conjura independentista disolverá España y, que lo que todos quieren es que los capitales vengan a Cataluña y que no huyan de ella como si tuviera la peste.

Detrás de su enfervorizada alocución, la figura del presidente del Gobierno de España, Mariano Rajoy permanecía enviando apoyos por twitter y dando entrevistas a la prensa, esperando su mejor momento para declarar en el Congreso nacional.

Otra intervención fue la del socialista catalán Josep Borrell, quien mostrando la bandera de la UE dijo que sus estrellas significaban la paz y la convivencia y que ello era importante porque la convivencia se ha roto entre las familias y las calles catalanas.

Pidió la dimisión de la presidenta del Parlament catalán, Carme Forcadell, por calificar de no catalanes as quienes no son independentistas.

Borrell dentro de su acalorada intervención llamó al control de los medios de comunicación públicos (catalanes Tv3) por ser una vergüenza democrática.

El expresidente del parlamento europeo aseguró que España vive momentos dramáticos y que  si se proclama la independencia el país se irá por el precipicio, pero que no se debía perder el tiempo gritando que Puigdemont fuera a la cárcel, porque a ella irán los que han violado la ley.

Un llamamiento fue destacado en su discurso: Hay que comprar una botella de cava catalán porque las ventas han bajado un 15%, no podemos hacer un boicot porque los independentistas no hayan podido ver antes todo lo que está pasando. Recuperemos la sensatez.

A Junqueras le envió el mensaje de que estaba engañando al pueblo y, que se creía sus propias mentiras.

Ninguna multitud, ni ningún hombre están por encima de la ley. El derecho internacional no está de su lado, terminó diciendo Borrell.

   
 
 





 
© Latinpress, Boletín semanal, Noticias en España. Venezuela. México. Costa Rica. Ecuador. R. Dominicana. Estados Unidos. Bolivia. Colombia. Perú. Argentina. Panamá.

Aviso Legal · Política de Privacidad · Política de Cookies