LATINPRESS.es © Noticias y Análisis Nacionales e Internacionales
Marbella, Andalucía, España.


España. Venezuela. México. Costa Rica. Ecuador. R. Dominicana. Estados Unidos.
Bolivia. Colombia. Perú. Argentina.


     
OPINIÓN
 
LatinPress®. 6 / 7 / 2019. México. Blanca Nieves Palacios Barreda.

Los ex presidentes…la oposición


 

   

La regla de oro, no escrita, se ha roto, precisamente por quienes tuvieron el alto honor de llegar a ser presidentes de la República Mexicana.

Antes se retiraban, quienes habían detentado el poder durante seis años, tranquilos, millonarios, afirmando que dejaban a un país, en paz, con una economía fuerte y vigorosa.

La realidad nos decía otra cosa totalmente diferente; los índices de pobreza y desempleo y, los empleos mal pagados, iban en aumento, lo mismo que la deuda interna y externa.

Sin duda, la tolerancia de los mexicanos es algo que envidian presidentes de otros países, pues tenemos una burocracia, a la que, por sus enormes privilegios y fortunas, formadas al amparo del poder, se le dio en llamar: “la burocracia dorada”; pero comparada ésta burocracia, con la compuesta por empleados, jefes, y directores de instituciones gubernamentales, con Secretarios de Estado, Presidentes de la República y Municipales, Gobernadores, Ministros, Diputados y Senadores, se quedan cortos.

Fueron varias décadas de un robo constante, de violaciones y reformas a nuestra Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos y las leyes de ella emanadas, en aras de beneficiarse cínicamente y sin medida, y por supuesto sin vigilancia alguna; sin pudor alguno decían que: “vivir fuera del presupuesto es vivir en el error” o “un político pobre, era una pobre político”.

Hubo quienes ofrendaron su vida, combatiendo a esa privilegiada clase de políticos y se enfrentaron a un ejército mexicano solapador de esas corruptelas; la cárcel o la muerte era el destino de quien se atrevía a elevar su voz y exigir igualdad y justicia; también los campos militares convertidos en campos de concentración y desaparición de miles de mexicanos.

Las exigencias al presidente en turno, de presentar a los desaparecidos fueron desoídas siempre, y hoy brotan cientos y cientos de fosas clandestinas, con restos de cuerpos humanos; los arrojados al mar desde helicópteros jamás se encontrarán, pero el recuerdo, el amor y la exigencia del esclarecimiento de ellos, permanece.

Hoy, ante un nuevo presidente, un nuevo estilo de gobernar y un cúmulo de promesas, los ex presientes se sienten amenazados, junto con quienes fueron sus cómplices del autoritarismo, la represión, la corrupción, el despojo que hicieron, dejando en México más de 50 millones de ciudadanos en la pobreza.

Los mexicanos, que han cifrado su esperanza en este nuevo presidente, Andrés Manuel López Obrador, esperan que esta historia de terror, que se ha vivido en los últimos años, llegue a su fin y, a los responsables se les aplique todo el peso de la justicia y la ley.

Resultará insólito a los ojos del mundo, más aún a los de los mexicanos, que ven incrédulos cómo los expresidentes Vicente Fox Quesada, Felipe Calderón, Enrique Peña Nieto, en conciliábulo  con, Carlos Salinas de Gortari, su líder oculto, convocaron a la ciudadanía a una manifestación, el 30 de junio del año en curso, con el propósito de exigir la destitución del actual presidente, a siete meses de haber sido nombrado presidente de México.

El argumento, para esa petición, y con el que arengaron a una pequeña parte de la ciudadanía que ha gozado de muchos privilegios y ha sido cómplice de la corrupción que aquí se ha padecido, de diversas formas, empezando con su silencio, era que: “no ha cumplido sus promesas”; “ha hecho muchas estupideces”; “la austeridad está dañando a muchos mexicanos”.

Algunos de los asistentes, al parecer, en la misma manifestación y mitin, pudieron darse cuenta de la manipulación de la que estaban siendo objeto y exigieron al expresidente, Vicente Fox, uno de los organizadores, se retirara de dicho evento político, la respuesta del interpelado fue: “me retiro madres”.

Ser presidente de un país, requiere mucho amor por su patria, honestidad y rectitud, si en realidad quieren cambiar para bien las cosas; se demanda mucha fuerza y valor para enfrentar a quienes han denominado, sus “adversarios”; los mexicanos les llamamos, enemigos del pueblo y delincuentes de cuello blanco, y según nuestras leyes, a esos se les castiga con la cárcel.

 

La opinión del autor no coincide necesariamente con la de Latinpress.es bnpb146@hotmail.com Colaboración especial para LatinPress®.

   
 

 


 
     
 
LATINPRESS.es © Noticias y Análisis Nacionales e Internacionales. Marbella, Andalucía, España. Año 8. Marzo 2011 – Junio 2019.

España. Venezuela. México. Costa Rica. Ecuador. R. Dominicana. Estados Unidos. Bolivia. Colombia. Perú. Argentina. Panamá.

Aviso Legal · Política de Privacidad · Política de Cookies