LATINPRESS.es © Periodismo de verdad, verdad.
Marbella, España.
Año 6. Marzo 2011 – Marzo 2017.


España. Venezuela. México. Costa Rica. Ecuador. R. Dominicana. Estados Unidos.
Bolivia. Colombia. Perú. Argentina. Panamá.


     
 

 

   

Pedro Echeverría
Mexico

   
   
 

LatinPress. 17 / 3 / 2017. Pedro Echeverría. Mexico.

   

La división de los partidos mexicanos, y el pago por el voto.

 

1. Todas las organizaciones políticas centralizadas del mundo, con aparatos directivos e ideologías cerradas -particularmente donde se mueve mucho dinero y poder- están condenadas a sufrir divisiones por la enorme disparidad de ideologías e intereses.

Las grandes y poderosas organizaciones evitan muchas divisiones repartiendo dinero, cargos, poder; pero eso no evita las divisiones, sólo las ocultan o las retrasan.

Por ello la mayoría de los anarquistas están contra la centralizaciones y los aparatos directivos; solo batallan contra gobiernos, empresarios, capitalismos, en luchas concretas y cuando éstas terminan –sin ambicionar dinero o poder- se disuelven para otras batallas o luchas anticapitalistas.

2. En México, dentro del PRI, obviamente, hay fuertes confrontaciones entre corrientes políticas por la candidatura presidencial; están los seguidores de Osorio, Videgaray, Meade, pero las “patadas bajo la mesa” son muy finas, no se ven porque están en la cúspide. Más aún, no es entre los aspirantes sino entre los viejos “camajanes” como Carlos Salinas, Fernández de Cevallos, Felipe Calderón, Cuauhtémoc Cárdenas que no quieren perder sus influencias en el partido al que pertenecen. Lo que sucede en el PRI, se registra de manera parecida en el PAN, el PRD y comienzan a vislumbrarse entre los partidos pequeños y jóvenes. Pero en la provincia o los estados las “patadas” son más claras.

3. Los golpes bajos entre los grupos aspirantes presidenciales entre la derecha panistas/ empresarial, hoy se registran entre el expresidente Calderón, que quiere imponer a su esposa para reconfirmar su fuerza y su poder dentro del PAN; del otro lado está el presidente del PAN –Ricardo Anaya- y todos los críticos de Calderón que durante el sexenio de éste, casi estuvieron en la banca. Hay un magnífico libro que explica que el presidente Peña está comprometido con Calderón.

Esa división en el PAN se está profundizando y ha llegado a los estados de la República. Sin embargo, como en el PRI, en el PAN se juegan muchos miles de millones que buscan que esta división no se agrande y sea solucionado con dinero y repartiendo cargos políticos.

4. Donde la división puede liquidar o desaparecer el partido, es en el PRD cuyos dirigentes “socialistas” o socialdemócratas, han querido consolidar una alianza con el derechista PAN y algunos con el PRI; sin embargo probablemente la mitad de sus militantes buscan apoyar al partido Morena de López Obrador.

Las elecciones de junio en el Estado de México –con más de 16 millones de habitantes y el más poderoso de la República- van a ser un gran termómetro y laboratorio de las elecciones presidenciales de 2018. Si los lopezobradoristas obtienen la gubernatura se crearán posibilidades muy cercanas de ganar la Presidencia; pero si la obtiene el PRI mucho dependerá de la personalidad de López Obrador.

5. De entrada se ha demostrado que al candidato del PRI -al ser una personalidad directa de padres y abuelos del grupo Atlacomulco- le van a echar todo para su triunfo y el pasado domingo se demostró que el mismo presidente Peña le estaba echando “todos los kilos”.

Por el contrario, la candidata del partido Morena, Delfina, que es una maravillosa profesora, no parece estar ni mínimamente a “la altura” de esa gran “batalla de búfalos” del PRI que van por todo. Creo que Alejandro Encinas pudo ser el candidato (quizá oportunistamente se conserva para la CDMX) pero no se sabe cuál fue el motivo por no haber aceptado. ¿O es que no se decidió competir para ganar como mil veces se ha dado en el país? Delfina estaría bien en otro momento; no aquí ni ahora.

6.  ¿Cuántos líderes nacionales -50, 100, 200- de Morena ayudarán a Delfina ante la fuerte caballada del PRI en el Estado de México? ¿Cuántos miles de autobuses transportarán gente como hizo el PRI el pasado domingo a una romería? Si, realmente, el 98 por ciento de la gente nunca supo si fue a una fiesta, a una vaquería o a un entierro, sólo respondió que la llevaron, que le dieron dinero y que por ello están dispuestos a obedecerlo.

Esa es la política real en México, el 98 por ciento de los que votan lo hacen porque ya han vendido su credencial de elector por dos días de comida.

Pero como odio que la gente se queje porque la mintieron, a veces pienso que todo está totalmente arreglado a cambio de otras cosas. http://pedroecheverriav.wordpress.comalterar@gmail.com Colaboración especial para LatinPress®.

   
 
 
 




 

 
© Latinpress, Boletín semanal, Noticias en España. Venezuela. México. Costa Rica. Ecuador. R. Dominicana. Estados Unidos. Bolivia. Colombia. Perú. Argentina. Panamá.

Aviso Legal · Política de Privacidad · Política de Cookies