LATINPRESS.es © Noticias y Análisis Nacionales e Internacionales
Marbella, Andalucía, España.


España. Venezuela. México. Costa Rica. Ecuador. R. Dominicana. Estados Unidos.
Bolivia. Colombia. Perú. Argentina.


     
 

 

   

Humberto Vacaflor
Recuerdos del Presente · Bolivia

   
   
 

LatinPress. 28 /11/ 2015. Bolivia

   

Recuerdos del presente: Narcotráfico y política. Economía de palabras: Vientos de cambio

 

Recuerdos del presente: Narcotráfico y política.


De repente, el gobierno nacional ha decidido ocuparse del narcotráfico, investigando avionetas, capturando cargamentos, interviniendo algunas fábricas y movilizando un contingente de policías a las fronteras.


Este afán se produce, casualmente, después de una reunión específica del Mercosur, en Asunción, el 6 de noviembre, convocada para analizar el problema, que lo es para todos los vecinos de Bolivia, comenzando por Brasil y Argentina. El ministro boliviano Carlos Romero debió presentar un informe ante la mirada severa de todos sus colegas de la región.


Este esfuerzo que hace el gobierno boliviano resulta un poco tardío. Tres países vecinos (Argentina, Paraguay y Perú)  tienen aprobadas o por aprobar precisas leyes para autorizar el derribo de avionetas bolivianas que hacen el tráfico.


En Argentina, el narcotráfico que ingresa de Bolivia se convirtió en tema central de las elecciones, junto con la denuncia de que el gobierno de la señora Kirchner no le estaba prestando atención.


El esfuerzo del gobierno boliviano por responder a esa inquietud regional, que llega a ser crítica y en tono de condena en los medios, sería más efectivo si no fuera que el aparato productor de coca sigue intacto, e incluso en crecimiento.


Las seis federaciones de cocaleros del Chapare (cuyo presidente vitalicio es Evo Morales) acaban de anunciar que están creando canales de Tv y radios dirigidas a difundir el credo del “proceso de cambio” en todo el país. El mensaje es que el actual gobierno ha nacido en el Chapare y será defendido por los cocaleros y sus asociados.


Esta relación del presidente Morales con los cocaleros ilegales del Chapare  ha sido observada por José Miguel Insulza, el nuevo delegado chileno para enfrentar las iniciativas de Bolivia en La Haya.


La estrategia del chileno que acaba de dejar la presidencia de la OEA es demostrar en Europa que Morales no es un indígena, sino un cocalero que defiende el presunto derecho de sus compañeros a producir la hoja en una región no autorizada por las leyes bolivianas.


Además, Insulza ha anunciado que se propone denunciar que Morales está usando el tema marítimo sólo para respaldar sus ambiciones de perpetuarse en el poder.


La coca y sus derivados perjudican a la imagen del país y a los bolivianos. Ha llegado el momento de diferenciar los intereses del Chapare de los de Bolivia.

Economía de palabras: Vientos de cambio


Cuando el presidente Evo Morales estaba de visita en Irán, el presidente electo de Argentina, Mauricio Macri, anunciaba que congelará el memorándum que la señora Cristina Fernández suscribió con el régimen persa.


Y adelanta Macri que pedirá en el Mercosur, de inmediato, el 21 de diciembre, en la reunión de presidentes en Asunción, que se aplique la “cláusula democrática” contra Venezuela, por las violaciones a los derechos humanos y a los principios de la democracia del régimen de Nicolás Maduro. Aplicando esa misma cláusula fue despedido del Mercosur el régimen del prolífico Fernando Lugo, de Paraguay, en 2012.


Es decir que les va mal a los regímenes que apoyan el terrorismo y a los que violan los principios de la democracia.


El bloque de países que practican supuestamente el “socialismo del siglo XXI” se está quedando sin oxígeno, sobre todo cuando se informa que avanzan las investigaciones de las huellas dejadas por los sobrinos de Maduro, que llevaron cocaína a Haití en un avión piloteado por un oficial de la Fuerza Aérea Venezolana residente en La Paz, Bolivia.


El tema del narcotráfico tiene tiempo para su investigación. Por el momento, los países que se afiliaron al Foro de Sao Paulo están observando cómo se derrumban todas las estructuras que sostenían al grupo.


Los electores de Argentina han dado una prueba que va más allá de elegir a un candidato en contra de otro: han dicho NO al soborno del asistencialismo, de los bonos, de los subsidios, de los planes, todos ellos creados para que la gente descubra que se puede vivir sin trabajar.


Quizá la explicación esté en que el electorado argentino ha entendido que muchas de estas fórmulas vienen acompañadas de huéspedes no deseados, como la economía ilegal y, con ella, la inseguridad y la violencia.


Se puede vivir bien con dineros provenientes de actividades delictivas, pero no se pude vivir, ni bien ni mal, con las bandas de asesinos que llegan junto a estos empresarios. Son secuelas inevitables que terminan haciendo meditar a los electores.


No es casual que los mayores porcentajes de Macri sobre Scioli se hayan dado en las provincias argentinas donde más presencia tiene el narcotráfico, que son Santa Fe y Córdoba.


Los vientos de cambio que soplan en la región son inexorables. Es que los regímenes del Foro de Sao Paulo han mostrado que tienen otra gran debilidad: la corrupción. Un informe de Insight Crime dice que los países de la región tienen predilección por la corrupción.


Otro informe dice que el grado de corrupción de un gobierno es directamente proporcional al hambre que traían sus caudillos. Vacaflor.obolog.com Colaboración especial para LatinPress®

   
 
 

 
© Latinpress, Boletín semanal, Noticias en España. Venezuela. México. Costa Rica. Ecuador. R. Dominicana. Estados Unidos. Bolivia. Colombia. Perú. Argentina.

Aviso Legal · Política de Privacidad · Política de Cookies