LATINPRESS.es © Noticias y Análisis Nacionales e Internacionales
Marbella, Andalucía, España.


España. Venezuela. México. Costa Rica. Ecuador. R. Dominicana. Estados Unidos.
Bolivia. Colombia. Perú. Argentina.


     
 

 

   

Fabrizio Reyes de Luca
Ecuador.

   
   
 

LatinPress. 28 /05 / 2016. Fabrizio Reyes de Luca. Ecuador.

   

Repunte del crudo y reconversión económica.

 

¿Estará quedando atrás el período de vacas flacas en lo que respecta a los precios internacionales del petróleo, para dar paso al advenimiento de una era de precios más sustentables que genere ganancias para los países productores y exportadores de crudo?

Hay señales inequívocas de que la economía global asiste a un nuevo escenario donde los precios del petróleo perfectamente podrían situarse al cierre del 2016 en la franja de 40 a 60 dólares por barril, lo que podría relanzar el comercio petrolero internacional con su correspondiente impacto en los países productores y consumidores en todo el mundo.

Así, Arabia Saudita –país que es considerado como marco de referencia de la producción petrolera mundial- atraviesa momentos de dificultades financieras a pesar de su capacidad tecnológica para producir este hidrocarburo a precios más bajos que otros miembros de la OPEP.

Incluso se afirma que los costos de producción del petróleo saudí permiten al gobierno obtener ganancias aun vendiéndolo a tan sólo 12 dólares el barril.

Arabia Saudita acaba de anunciar su disposición de incursionar por primera vez, en los últimos 25 años, en los mercados financieros de bonos soberanos, para hacer frente a su probado desajuste fiscal debido a su falta de liquidez (dinero disponible en el día a día para hacer frente a sus niveles de gasto público). Durante el año 2015 cerró con un déficit presupuestario de 100 mil millones de dólares.

Téngase en cuenta que dicho país, ha sido quien ha llevado la voz cantante dentro de la OPEP apoyando una política de precios muy bajos para desestimular y llevar a la quiebra a miles de productores del petróleo de esquisto (shaleoil, obtenido a través de la técnica del fraccionamiento hidráulico o fracking).

El derrumbe de los precios petroleros (muy por debajo de los costos de producción) ha afectado no tanto a Arabia Saudita como a Rusia, Venezuela, Irán, Argelia, Siria, Qatar, Brasil, México y Ecuador.

Las turbulencias político-sociales se hacen sentir en muchos países productores y exportadores, como resultado directo de la crisis económica generada por la pérdida de ingresos a sus arcas públicas.

No obstante, se registran aprestos de negociaciones entre los países miembros de la Organización de Países Productores y Exportadores de Petróleo (OPEP) y otros productores que sufren los embates del desplome en las cotizaciones de este hidrocarburo.

Es evidente que el mundo está asistiendo a un repunte en los precios del “oro negro”, aunque para algunos analistas tras el citado fenómeno están presentes los movimientos de los capitales especulativos en los mercados de futuros.


En consecuencia, nunca debe perderse de vista que el comportamiento de la economía petrolera internacional está signado por los movimientos cíclicos o vaivenes en las cotizaciones del demandado producto energético.


La dependencia petrolera ha quedado evidenciada en países como Arabia Saudita, Rusia, Venezuela e Irán, entre otros, los cuales han visto afectadas drásticamente sus finanzas públicas debido a la caída de precios en los últimos 15 meses, realidad que les está obligando a relanzar sus respectivos modelos de desarrollo.

En efecto, ya el gobierno de Arabia Saudita acaba de anunciar la puesta en práctica de un ambicioso plan de reconversión económica con meta hacia el año 2030, que persigue dejar atrás lo que denomina “la adicción al petróleo”. Téngase en cuenta que el 90% de los ingresos presupuestarios de la economía saudí dependen de las ventas petroleras.

Sin lugar a dudas, contra todos los pronósticos, el repunte en los precios del petróleo parece haber llegado para acentuarse como tendencia a partir del segundo semestre del presente año, lo que desarrollará una dinámica de recuperación financiera dentro de algunos países productores y exportadores, esperando que este nuevo escenario contribuya a tomar conciencia en esas naciones, sobre la imperiosa necesidad de cambiar sus matrices energética y productiva, con el propósito de lograr un progreso económico y social de largo alcance. Colaboración especial para LatinPress®.

   
 
 
 




 
© Latinpress, Boletín semanal, Noticias en España. Venezuela. México. Costa Rica. Ecuador. R. Dominicana. Estados Unidos. Bolivia. Colombia. Perú. Argentina.

Aviso Legal · Política de Privacidad · Política de Cookies