LATINPRESS.es © Noticias y Análisis Nacionales e Internacionales
Marbella, Andalucía, España.


España. Venezuela. México. Costa Rica. Ecuador. R. Dominicana. Estados Unidos.
Bolivia. Colombia. Perú. Argentina.


     
 

 

   

Alberto de Luca Bartolomeo
Venezuela·

   
   
 

LatinPress. 18 /07 / 2016. Alberto de Luca Bartolomeo. Venezuela.

   

Psicología al día:  Autismo. Un Mundo Interior.

 

Haré un acercamiento fenomenológico y analítico con el principal motivo de ayudar a comprender tan importante situación vivencial.

Con respecto al tema del autismo, todavía hay diversidad de criterios relativos a definición, causas, síntomas, tratamiento, etc.; y algunos autores describen diversos tipos de autismo (“Espectro”). Tal es la imprecisión; por lo cual podemos afirmar que cada persona tiene su favorito entre los autores del tema…y los autores son muchos.

Un poco de análisis fenomenológico personal. El primer paso en la dirección correcta será el reconocimiento de que el autismo, como “síntoma”, tiene su sentido y su justificación. Partiendo de esta base, uno puede plantearse la manera de atender con eficacia la sana indicación que nos hace el “síntoma”.

En el autismo se evita el mundo externo y se caracteriza por una actitud de aislamiento y distancia, y una pérdida del sentido de la realidad.

La discusión de los diversos mecanismos que han de llevar a cabo en el autismo, el apartamiento de la realidad y la construcción de otra distinta, constituye una labor, aun “intacta”, de la Psicología, Psiquiatría y Neurología. Semejante situación es facilitada por la existencia del “mundo de la fantasía”, separado del mundo externo.

Resulta, pues, que en el autismo se desarrolla no sólo una pérdida de la realidad, sino también una sustitución de la realidad. Una necesidad de huir a un mundo imaginario. El repliegue sobre un mundo interior poco comunicable. Es un mundo cerrado a toda comunicación, un mundo interior herméticamente cerrado.

El autismo se transforma en una solución “elegida” inconscientemente por el paciente, o si se prefiere, buscada, imaginada y encontrada por él, aunque sin que él lo sepa, por la economía de angustia que le procura en su enfrentamiento con una realidad penosa y con la que no puede establecer vínculos.

Con el autismo podemos imaginar que un mundo interno es mejor cuando va acompañado de una historia feliz. El valor para acompañar a un autista, para comprender y disfrutar, porque es parte de un relato que se cuenta, se repite, todos los días.

Los autistas han mostrado que la vida es un camino que se anda mejor con un mapa. Confiando que la carga compartida es más ligera y permite liberar el potencial que encierra un niño autista.

El autismo nos convoca, nos reta a imaginar y a construir nuevas y mejores formas de vinculación entre padres e hijos autistas, para facilitarle a ese hijo un caminar en la vida cada vez más libre, comprometido y autovalorado, con una psicoterapia de reconstrucción experiencial de la sociabilidad.

El autismo es como un espejo de la circunstancia humana. Hay quien decide mirar de frente y reflejarse tal como es.


“Da tu primer paso. No importa que no veas el camino completo. Sólo da tu primer paso y el resto del camino irá apareciendo a medida que camines” (Martin Luther King Jr.).

En el autismo, estoy comenzando a entender que los “hechos” no importan tanto. Lo que más importa es la relación, el vínculo humano. O4145541014  delucabartolomeo@gmail.com  Colaboración especial para LatinPress®.

   
 




 
© Latinpress, Boletín semanal, Noticias en España. Venezuela. México. Costa Rica. Ecuador. R. Dominicana. Estados Unidos. Bolivia. Colombia. Perú. Argentina.

Aviso Legal · Política de Privacidad · Política de Cookies